Vuelta al mundo

Nunca me planteó un postulado
una confusión tan de repente.
Si el cuenta-kilometros no miente
yo debía ya de haberle dado
dos vueltas al mundo, es evidente
y yo, inconsciente, aquí me he quedado.

Quien en redondo viaja
se puede ir por la tangente.
Todo tiene sus ventajas
y sus inconvenientes.

Me he quedado sin ver monumentos
y paisajes con los que he soñado
más paisajes hay aquí al lado
a los que se llega en un momento
y monumentos, de esos de pecado,
alguno he catado. No te miento.

Quien con los ojos viaja
no puede amar ciegamente.
Todo tiene sus ventajas
y sus inconvenientes.

Lo que no me deja indiferente
es el no haber confraternizado
más, pensándolo mejor pensado,
me perdí a mucha buena gente
pero tú qué quieres que te cuente,
de los gilipollas me he librado.

Quien con la mente viaja
puede volverse un demente.
Todo tiene sus ventajas
y sus inconvenientes.